Cumplidos cinco años desde la entrada en juego, y nunca mejor dicho, de la Ley  13/2011, la Dirección General de Ordenación y Juego ( DGOJ), ha puesto a disposición, como cada trimestre desde 2012, el “Informe de Mercado de Juego Online en España” en cual es posible observar la evolución de este mercado en los primeros meses del presente año.
Entre los datos más destacados del Informe cabe señalar el cambio que, poco a poco, se manifiesta en la distribución de  las actividades de juego. Por un lado, tanto Casino como Apuestas y Bingo han aumentado en un 15,4%, 12,3% y 17%, respecto al mismo trimestre de 2015, respectivamente;  mientras que por otro,  Póquer y Concursos han experimentado descensos de 8 %y 27% respectivamente. Llama la atención que sea, precisamente Póquer una de las áreas que se ha visto disminuida ya que en los inicios del juego online regulado éste  juego era el que más dinero ponía sobre la mesa.
En lo que respecta a los nuevos registros y usuarios activos, de nuevo se observan datos positivos dado el incremento en los mismos de un 40% y 25% respectivamente, alcanzando una cifra de 550.452 usuarios registrados en este trimestre.
En relación con todo lo anterior es importante destacar el poderoso aumento que se ha producido en el gasto en publicidad y promoción del juego  online traducido en un incremento de un 40,5% y un 122,5% respectivamente, suponiendo un inversión de 32,71 millones de euros y 539.160 euros  en cada partida.  A su vez, tanto los premios, que ascienden a 2.559,51€, como la tasa de retorno al jugador, esto es, la ratio premios/cantidades jugadas que se sitúa en un 96.16%, se ha incrementado con respecto al mismo trimestre del año anterior.
Con todo, el balance final que muestra este informe arroja un resultado positivo en la industria que refuerza, una vez más,  los beneficios aportados por la Ley 13/2011, disposición que recordemos, pretendía y pretende ofrecer la seguridad jurídica  de la que carecía el sector con anterioridad.